Notas de Prensa

La nostalgia de un juguetero

Diciembre 2000
EL TIEMPO
Luis Alberto Miño Rueda

El juguetero ciego, que cumplió el 13 de octubre 78 años, llega a las 7 en punto a trabajar, dando golpes con su bastón de colores y se acomoda frente a una mesa de su taller, en donde en una pared reposa una placa que dice ‘Juguetes Damme fundado en 1949’ y a un lado cuelga una vieja segueta oxidada con la que comenzó. Le encanta respirar el perfume que sale de los troncos de comino, de flor morado y de cedros.

Toma un trozo de madera y lo desliza entre los afilados dientes de la sierra, que gira como una hélice de avión. “Me he cortado como unas 20 veces. La última vez me abrí medio dedo”, dice, mientras muestra una cicatriz en su pulgar, con el orgullo de un soldado que ha vuelto de la guerra. Sus heridas no lo han hecho desistir. Corta las maderas mirando al techo, tranquilamente, y con ellas va formando una montaña de futuras patas de caballitos, de carrocerías de carros, de estufas, de neveras…

Diciembre 2000
EL TIEMPO
Autor: Luis Alberto Miño Rueda

Ver Nota